Maderarte nace como la consecuencia en la búsqueda del hacer queriendo; vinculando un diseño y ejecución de obra, intentando acercarse al sentir de cada persona.

           Creemos que la madera nos ayuda en crear sensaciones como frió, calor, cobijo  y el adjetivo que anelamos a través de sus colores, sus vetas y anillos  ademas de ser trabajada uniendo la ciencia con la practica y especialmente con el conocimiento empírico  obtenido a través de personas que amaban lo que desarrollaban.